Política
El líder del PSC, Miquel Oceta, con el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez. EFE
El líder del PSC, Miquel Oceta, con el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez.
|
Fuente
:
EFE

El PSOE quiere que la constitución recoja las aspiraciones nacionalistas de Cataluña

Pedro Sánchez, secretario general del PSOE, dice que abrirá en el Congreso el debate de la reforma de la Constitución con o sin el apoyo del PP

0
Vie, 14 Jul 2017

El nuevo PSOE, el que lidera Pedro Sánchez, lo tiene claro: quiere que se reconozca en la Constitución que Cataluña tiene aspiraciones nacionalistas.

Por ello, este viernes, Sánchez se ha reunido con Miquel Iceta pata que el PSOE y el PSC firmaran con conjuntamente la Declaración de Barcelona, un texto con el que se abre un nuevo camino en el que se trabajará para abrir en "el próximo periodo de sesiones" del Congreso, que empieza en septiembre, una subcomisión en la que se debatirán las reformas de la Constitución que entienden como necesarias.

Es más, PSOE y PSC tienen tan claro que esta es la dirección a seguir que ya han advertido que lo harán con o sin el apoyo del Partido Popular.

Además, en la Declaración de Barcelona se introducen otras propuestas e cambio como la de la Ley Orgánica del Poder Judicial, para crear el Consejo de Justicia de Cataluña de forma independiente al Consejo General del Poder Judicial (CGPJ); o traspasar las competencias pendientes a la Generalitat, que le darían un mayor autogobierno.

¿Cómo sería la reforma?

Según han explicado, la reforma no se centraría en el artículo 2 de la Constitución, que fija "la indisoluble unidad de la Nación española" y que "reconoce y garantiza el derecho a la autonomía de las nacionalidades y regiones que la integran". Es más, tanto Iceta como Sánchez descartan tocar este punto.

Su idea va más bien por “perfeccionar” el Título VIII de la Constitución, que regula el sistema territorial de España y la división en comunidades autónomas, e incluir en él el concepto acuñado por el equipo de Sánchez: el "carácter plurinacional del Estado”.

Si el PP no quiere, están Podemos y C´s

Aunque Sánchez ha mostrado su "voluntad firme" de hablar con todas las fuerzas políticas representadas en el Congreso y ha subrayado que al PSOE le “gustaría que se uniera también el Grupo Popular", ha adelantado que no van a esperar infinitamente a que se muestren partidarios.

"Y es lo que le pido a Mariano Rajoy, pero si no lo quiere hacer, lo haremos con el líder de Ciudadanos, Albert Rivera, o con el de Podemos, Pablo Iglesias”.

Pero la idea de Sánchez no es nueva. Este viernes lo ha acordado con el PSC de Iceta, pero anteriormente, en las diversas reuniones que ha ido teniendo con Rajoy, Rivera o Iglesias tras ser elegido secretario general del PSOE, Sánchez comunicó que veía necesaria una reforma de la Constitución para dar cabida plurinacionalidad.

Si Sánchez ha subrayado este viernes que propondrá la apertura de la subcomisión con o sin el PP, es porque sabe que, aunque Rajoy es más que reticente a ello, Ciudadanos y Podemos si estarían dispuestos. Ambos partidos han propuesto en más de una ocasión reformar la Carta Magna por Cataluña o por muchos otros asuntos como, por ejemplo, por la Ley Electoral o para conseguir la eliminación de los aforamientos.

Y pone fecha: su deseo sería hacerlo antes del 1 de octubre, día en el que se espera que se celebre el referéndum en Cataluña. Eso sí, si Podemos y Ciudadanos dicen de ante mano que trabarán en ello, Sánchez está dispuesto a esperar. 

 

Natalia Castro es redactora de El Plural