Política
El rey Felipe VI saluda al jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, en presencia de la presidenta del Congreso, Ana Pastor, y el presidente del Senado, Pío García Escudero
El rey Felipe VI saluda al jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, en presencia de la presidenta del Congreso, Ana Pastor, y el presidente del Senado, Pío García Escudero.

El Gobierno usa a los Reyes para ‘contraprogramar’ la moción de censura de Podemos

De manera inesperada se incluye en la agenda una visita real, justo después de la iniciativa, que daría imagen de estabilidad al Ejecutivo

0
Mar, 6 Jun 2017

Los intentos del Partido Popular por quitar peso a la moción de censura de Podemos contra Mariano Rajoy han subido un escalón más. El Congreso ha programado una visita de los Reyes al Parlamento justo después de la iniciativa de Unidos Podemos, con motivo del 40 aniversario de la celebración de las primeras elecciones democráticas, aunque es el Gobierno quien tiene legitimidad para manejar la agenda de los monarcas.

Desde el propio Gobierno, los intentos de que la moción de censura tenga un perfil bajo han pasado por insinuar que el presidente del Ejecutivo ni siquiera se dignará a hablar en la moción de censura para defender su mandato. Tampoco ningún ministro tiene pensado hablar durante la moción de censura y lo máximo a lo que aspiran es que sea la vicepresidenta del Gobierno la que dé la réplica a Pablo Iglesias y su portavoz, Irene Montero. Y eso sería mucho porque sigue sobre la mesa la posibilidad de que sea Rafael Hernando, el polémico portavoz del PP, quien conteste a la propuesta morada.

El Gobierno, según relata El Independiente, había bloqueado su agenda desde el martes 13 al jueves 15 para celebrar el debate de la moción de censura, aunque siempre con la idea en la cabeza de mantener un perfil bajo. Sin embargo, la contraprogramación de la iniciativa ahora pasa por la visita de los Reyes al Congreso el jueves 15, que los servicios de prensa han incluido en la agenda, aunque todavía no la dan por cerrada.

De esta manera, la visita de Felipe VI y la reina Letizia tendría lugar justo después de la moción de censura, que se vislumbra como un fracaso ante el escaso éxito de Podemos de aglutinar apoyos, que ahora mismo sólo pasan por Bildu y ERC, junto a Compromís, aunque después de que la formación valenciana criticara la oportunidad de presentar ahora la iniciativa. Frente a esta situación, el acto oficial de los Reyes daría al Gobierno una deseada imagen de estabilidad.

Mientras, Podemos sigue trabajando en convencer con su iniciativa. Un intento que este lunes se ha reforzado con un argumentario en el que aseguran que los ciudadanos están divididos en dos bloques. Frente a las encuestas que marcan que el 46% está a favor de la moción y el 51% en contra, los dirigentes de Podemos aseguran que es una división ideológica y generacional. La apoyan, con mayor o menor intensidad, los votantes de izquierda (un 85% de los votantes de Podemos y un 54% de los del PSOE) y los jóvenes (un 61% de los que tienen entre 18 y 34 años frente al rechazo del 65% de los mayores de 65)”, según este argumentario.

Podemos apela en el documento a que hay “un clamor de la ciudadanía” pro la moción de censura que “se siente en las calles, las plazas y las casas de nuestro país”. “Este 13 de junio tenemos la oportunidad de dejar de sentir vergüenza cada mañana con cada nuevo caso de corrupción protagonizado por el PP y recuperar nuestras instituciones con la decencia que se merecen en un país que no es como el que el PP quiere normalizar. Un país que sí nos da orgullo y que ha dicho ‘basta’”, concluye el argumentario.